Skip to main content

7 de diciembre de 2023

De la Dra. Sara Cruz-Luna

Optum – Myrtle

 

Cuando empieza un año nuevo, muchas personas tienen el propósito de mejorar su salud. Sin embargo, hay un aspecto importante de la salud que muchas personas pasan por alto: la planificación anticipada de la atención médica. La planificación anticipada de la atención médica incluye elaborar un testamento vital y designar a un representante (sustituto) para la atención médica.

Las voluntades anticipadas son documentos legales o instrucciones que especifican sus preferencias con respecto a decisiones y deseos futuros sobre su atención médica. Su finalidad es que se utilicen únicamente en caso de que usted quede incapacitado y no pueda expresar sus preferencias por sí mismo. Las voluntades anticipadas son importantes porque pueden ayudar a garantizar que se cumplan sus deseos.

Al contrario de lo que mucha gente piensa, estos documentos no son solamente para las personas mayores o los enfermos terminales. Es importante que todas las personas, independientemente de su edad o estado de salud, reflexionen sobre sus valores y deseos personales y los comenten con sus familiares y seres queridos, así como con su proveedor de atención médica.

Entonces, ¿por qué es importante que toda la gente empiece a planificar anticipadamente?

  1. La vida es impredecible. Los accidentes, las enfermedades y la discapacidad son posibilidades que no podemos prever ni predecir.
  2. Las voluntades anticipadas garantizan que se cumplan sus deseos, reduciendo el estrés y los posibles conflictos derivados de la toma de decisiones médicas en momentos de crisis.
  3. Pueden evitar que su familia y sus seres queridos tengan que tomar decisiones difíciles sobre su atención médica basándose en sus propios valores y prioridades en lugar de basarse en los de usted.
  4. Muchas veces significa que puede evitar dolores innecesarios, procedimientos inútiles y hospitalizaciones no deseadas, etc.

Cuando haya reflexionado sobre sus propias expectativas y deseos, elaborar un testamento vital y designar un representante para la atención médica es un proceso relativamente fácil. Puede hacerlo usted mismo, descargando formularios de Internet. También puede consultar a un abogado especializado en planificación patrimonial. Un abogado puede ayudarle a asegurarse de que sus deseos queden expresados con claridad y sean legalmente obligatorios. También puede consultar a su médico de atención primaria, que puede ayudarle a entender sus opciones de atención médica.

Hay muchos recursos que pueden ayudarle a empezar, como AARP y el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento (National Institute on Aging) que ofrecen información valiosa y formularios gratuitos adaptados a cada estado.

Cuando comience el proceso de planificación de su testamento vital y de sus voluntades anticipadas, estas son algunas cosas que debe tener en cuenta:

  1. Elija a la persona que desea que sea su representante para la atención médica (HCS, por sus siglas en inglés). Un HCS tomará decisiones médicas en su nombre si usted no puede hacerlo por sí mismo. Elija a alguien de confianza, como un amigo íntimo, un pariente, un pastor o su cónyuge. No olvide hablar con ellos sobre sus deseos y preferencias con suficiente anticipación.
  2. Decida qué tipo de atención médica desea recibir. Esto incluye decisiones sobre tratamientos de soporte vital, como la nutrición e hidratación artificiales y la reanimación cardiopulmonar. Recuerde que esto incluye tanto los tratamientos que desea como los que rechaza.
  3. Hable con su médico de atención primaria (PCP, por sus siglas en inglés) sobre estos documentos. Lleve una copia de sus voluntades anticipadas (testamento vital y designación de representante para la atención médica) a la oficina de su médico de atención primaria.

Es importante que revise y actualice sus voluntades anticipadas y su testamento con regularidad, ya que sus deseos pueden cambiar con el tiempo. También debe asegurarse de que sus seres queridos y su representante para la atención médica conozcan el contenido de sus documentos y estén dispuestos a cumplir sus deseos.

Si está pensando en realizar un cambio en su vida este año nuevo, considere la posibilidad de tomar la resolución de crear un testamento y unas voluntades anticipadas.

La Dra. Sara Cruz Luna se especializa en Medicina Interna y Geriatría. Se graduó de Ponce School of Medicine en 2006 y cumplió su residencia de Medicina Interna en Kettering Medical Center en 2009. La doctora también cumplió una subespecialidad en Geriatría en Wright State University en 2010. Está titulada por el Consejo Americano Examinador, tanto en Medicina Interna como en Geriatría, y tiene licencia para ejercer en Florida.

Busque un médico